fbpx

¿CÉSPED NATURAL O ARTIFICIAL?

La elección entre colocar césped natural o artificial no resulta ser tan fácil, pues ambos son bonitos y cumplen con las expectativas de decoración más altas.

Para poder elegir entre ambos es importante conocer las propiedades de cada uno, por lo que en este artículo hablaremos sobre las ventajas y las desventajas de cada uno. 

CÉSPED NATURAL, VENTAJAS Y DESVENTAJAS:

El césped natural tiene una belleza inigualable y aporta a los ambientes donde es utilizado un toque estético de gran calidad.

Este tipo de césped genera un ambiente natural con frescura y belleza, un área tranquilizante en perfectos colores verdes naturales que hace que las personas se relajen de la manera más óptima por encontrarse en armonía con la naturaleza.

El cuidado del césped natural no es cosa de otro mundo, en realidad no requiere de mucho, solo recortar de vez en cuando y fertilizar cuando sea necesario y listo, nada de qué preocuparse.

VENTAJAS DEL CÉSPED NATURAL

Dentro de las ventajas que este tipo de césped aporta tenemos:

  • Aporta frescor y comodidad: No existe nada como lo natural, por lo que contar con este tipo de césped significa estar siempre cómodo y en un ambiente realmente fresco.
  • Minimiza los efectos de la contaminación: Al ser natural obviamente no tiene efectos contaminantes, al contrario, ayuda a que el ambiente se torne natural y por tanto, a evitar aquellos que puede ser un factor contaminante en la zona donde estará instalado.
  • Aminora el ruido: El césped natural absorbe hasta un 30% de la contaminación acústica que existe en el ambiente.
  • Ideal para todo tipo de terreno o ambiente: Es ideal para terrenos pequeños, espacios grandes, zonas públicas o privadas, zonas deportivas, jardines o piscinas.
  • Controla la erosión del suelo: Permite la estabilidad del suelo ya que se acopla perfectamente a la tierra formando una capa compacta que generará estabilidad en el mismo.
  • Aumenta la estabilidad de la tierra: Hace que el terreno pase a ser mucho más compacto por la humedad que el césped natural suele recoger para sí.
  • Reduce la polución del ambiente: Ayuda a eliminar contaminantes del ambiente, generando oxigeno puro.
  • Funciona como aire acondicionado ecológico: El follaje del césped absorbe los rayos del sol, por lo que en los días caluroso este tipo de césped genera una temperatura muy agradable en el ambiente, actuando como un aire acondicionado natural. Un terreno amplio con césped tiene la capacidad de enfriar varias toneladas de aire.
  • Reduce el consumo de agua: Gracias a las raíces del césped es posible tener una buena alfombra bajo la tierra, la cual junto con el fieltro, realizan una excelente absorción del agua, por lo que, el uso de agua en estos casos se disminuye sin afectar en ningún momento la salud de la vegetación. Cuando un césped es denso este logra absorber hasta 6 veces más agua de lluvia.  
  • Evita deslizamientos de tierra: por la capacidad que tiene el césped natural para alojar hasta 6 veces más agua de lluvia, sus raíces ayudan a mantener el terreno compacto, evitando posibles deslizamientos. 

DESVENTAJAS DEL CESPED NATURAL

  • Es más costoso que otros tipos de suelo: Al ser natural requiere de cuidados especiales para mantenerlo vivo y en perfecto estado, por lo que los fertilizantes que pueda requerir implican un fuerte gasto económico.
  • Necesita un  sistema de riego adaptado: Esto para las épocas de intenso verano, ya que el césped natural no se debe dejar secare porque entonces morirá.  
  • Evitar a toda costa la aparición de calvas: Una plaga que amenaza con acabar con tu césped natural si no tomas previsiones a tiempo.
  • Tener cuidado con las plagas: Todo tipo de plagas en general que se alimentan del césped natural, dañándolo, pudriéndolo y finalmente marchitándolo.

Ahora bien, ante las ventajas y desventajas de este tipo de césped natural, también debemos apreciar la manera en la cual se instala o se siembra este tipo de césped, para que nuestra decisión tenga mucho más fundamento.

La mejor época para plantar césped natural es en otoño ya que es la época más húmeda, y la humedad ayuda a que el césped se acople perfectamente a la tierra.

Además, se debe elegir entre dos maneras de sembrarlo, bien sea en semilla que es la opción más tradicional, o en rollos o tepes que es una rejilla que contiene varios metros de césped natural ya crecido, incorporado.

Antes de la siembra, lo indispensable para el césped natural es preparar el terreno, arrancando la maleza de la tierra y removiéndola hasta los 20 centímetros de la superficie, a modo de romper los terrones de tierra que se producen y dejarla desmenuzada.  

Seguido de esto se debe controlar la humedad del suelo, si es mucha se debe añadir material orgánico, y si por el contrario es un terreno carente de humedad, entonces se le debe añadir arena para favorecer el drenaje.

Como último paso, se debe compactar bien la tierra removida, y antes de sembrar, se debe agregar un buen fertilizante, siendo la cantidad ideal unos 150 gramos por metro cuadrado de terreno. 

Ahora para sembrar, si es en semilla se puede hacer tanto a mano como con la ayuda de una máquina, cuidando siempre el viento ya que este puede mover de lugar las semillas y eso es algo que no resulta conveniente. Lo mejor es sembrar cuando no esté haciendo viento.   

La manera ideal de sembrar es dividir las semillas en dos y hacerlo de forma entrecruzada, es decir, pasar una vez de atrás hacia adelante u otra de izquierda a derecha.

Una vez esparcidas las semillas por todo el terreno, se debe compactar el mismo con la ayuda de un rastrillo y realizar el primer riego sobre lo que será nuestro césped natural.

Si la siembra de césped natural es en rollos, el riego se hace justo antes de sembrar, ya que la humedad debe concentrase en la tierra, luego se colocan los tepes de manera sincronizada y compacta, evitando que queden espacios entre ellos.

Finalmente se debe regar con una manguera y pasar por encima un rulo para que el césped compacte con el suelo y listo.

Ya sembrado nuestro césped natural, es cuestión de tres semanas para verlo completamente crecido y hermosos, pero para que esto ocurra, se debe tomar precaución ante una serie de eventos tales como:

  • Se debe mantener alejadas a las aves, los ratones y los topos, ya que son animales que se comen las semillas y remueven la tierra.
  • No pisar el sembrado en su tiempo de crecimiento, a modo de no obstaculizar el proceso de crecimiento de la semilla.
  • Se debe regar a menudo durante la primera semana, de unas 3 o 4 veces al día, regando en horas donde el sol no esté muy fuerte para evitar que el césped se queme. Lo recomendable es en las mañanas y por la tarde-noche.  

CÉSPED ARTIFICIAL, VENTAJAS Y DESVENTAJAS:

El césped sintético fue diseñado para imitar la apariencia y sensación de la hierba natural.

En este sentido, el césped artificial ha sido creado con fibras sintéticas de polipropileno o polietileno.

Este se compone de varias capas que incluyen soporte, amortiguación y dos o tres de drenaje y relleno, a menudo hecho de caucho o corcho.

Varía en cuanto a diseño, tamaño y color, por lo que su propósito es más que todo decorativo, ya que resulta perfectamente adaptable y combinable con cualquier tipo de ambiente, siendo perfecto para cubrir las necesidades de los usuarios en cuanto a decoración se refiere y las expectativas sobre un césped que sea diferente y que no implique tantos cuidados como el césped natural.

VENTAJAS DEL CÉSPED ARTIFICIAL

  • Diversidad: Se puede elegir entre varios colores, estilos y alturas, a modo de hacerlo combinable con el ambiente en donde se instalará, satisfaciendo los gustos y las preferencias de los usuarios. 
  • Cero sistema de riego: Es algo lógico, pues estamos hablando de fibras sintéticas artificiales que no crecerán si las riegas, por lo que este tipo de césped no necesita que te tomes tiempo para regarlo o la instalación de un sistema de riego adicional.
  • Cero fertilizantes: tampoco debes gastar en fertilizantes o emplear tu tiempo en aplicar nutrientes al césped artificial, así que te ahorraras buenas horas de tu día en no hacer este tipo de cosas por tu césped.
  • No necesita poda: Tal parece que se coloca cada vez mejor, pues el césped artificial tampoco amerita que lo corten de manera constante, se compara en el tamaño que se desea y listo, así permanecerá por siempre.

DESVENTAJAS DEL CÉSPED ARTIFICIAL

  • Implica un alto costo económico: Colocar este tipo de césped es caro, sin embargo, a la larga es una buena inversión, ya que minimizas gastos en abonos y fertilizantes, agua y horas de mantenimiento.
  • Olor desagradable: En los días de calor puede que el césped artificial emane olores que no son agradables, debido a las altas temperaturas y la exposición al sol.
  • Debe limpiarse: Este tipo de césped no necesita mantenimiento, pero la verdad es que se llena de polvo y hojas, por lo que lo recomendable es limpiarlo constantemente para tener un césped en colores vivos e ideal para tumbarnos en él cuando lo deseemos, tomando en consideración también que no será tan cómodo como el césped natural.

El césped artificial es al mismo tiempo lo que deseamos y lo que no, pues su poco cuidado y las horas que nos ahorra de no tener que estar regándolo, podándolo o utilizando fertilizante para mantenerlo sano, debe ser una de las mejores opciones en cuanto a embellecer espacios con césped se refiere. 

Este tipo de césped es ideal para las personas ocupadas que no tienen tiempo de hacerle mantenimiento a su jardín y no tienen pensado contratar un profesional para ello.

¿CUÁNDO ELEGIR CÉSPED NATURAL O ARTIFICIAL?

Ya hemos descrito perfectamente ambas situaciones, la concepción de cada tipo de césped y las ventajas y desventajas de cada uno.

El césped natural embellece los espacios, los llena de vitalidad, frescura y ambientación aromática, todo lo que se necesita para crear un ambiente de perfecta relajación natural.   

El césped artificial es todo lo que se quiere en cuanto a tema de decoración, fácil y practico de instalar y mantener, pues no requiere de todos los cuidados necesarios para el césped natural, ahorrando tiempo, esfuerzo y dinero.

Antes de elegir debemos pensar en todas las opciones y en el lugar y el uso que le daremos, ya que cada uno se adaptara mejor según las condiciones climáticas, el espacio y el papel que cumplirá en cuanto a decoración se refiere.

Ahora bien, si lo tuyo es solo decoración, creando un espacio único en donde no se hagan barbacoas y que necesite poco mantenimiento, entonces el césped artificial es ideal para un ambiente perfectamente decorado que le de ese toque especial a tu hogar o a cualquier lugar en donde se requiera instalar.

En este caso solo deberás atender al hecho de que es importante regarlo de vez en cuando para mantenerlo limpio y en perfecto estado, cepillarlo para mantener las fibras de forma vertical y tratarlo contra algunos hongos o insectos que hayan quedado debajo de la capa de césped artificial colocado.    

Y en cuanto a decoración de ambientes, el césped artificial cumple con todos los requerimientos ya que satisface las necesidades de las personas al presentarse en diferentes diseños, colores y texturas, además de que también se comercializa en distintos tamaños para escoger el que más se adapte a tus criterios. 

Por otro lado, si lo tuyo es un ambiente completamente natural donde se respire naturaleza, donde se pueda sentir y palpar, entonces el césped natural es lo ideal.   

Requiere de mantenimiento y mucho más esfuerzo, pero la belleza, vitalidad, frescura y paz que proporciona este tipo de césped es inigualable.

Este césped cambia los ambientes de una manera completamente radical, además de que proporciona ese ambiente libre de contaminación tanto acústica como del aire que muchas veces necesitamos en nuestro hogar.

El césped natural es la opción perfecta para crear una zona especial en donde se puedan hacer barbacoas, jugar con los niños y tirarte de vez en cuando a contemplar el cielo.   

A criterio propio nada podrá remplazar lo creado naturalmente, y aunque el césped artificial es hermoso, nada se iguala con el césped natural tierno, delicado y suave, que nos brinda belleza y vitalidad al mismo tiempo, que nos recuerda que la naturaleza es parte de nosotros y que son justamente esos lugares llenos de vida los que nos alejan del estrés del día a día.

Así que, teniendo enfrente las dos opciones, habiéndolas estudiado minuciosamente y colocando sobre la mesa los pros y los contras, ya queda de tu parte tomar la decisión con respecto al ambiente que deseas crear y a cuál tipo de césped se adapta mas a esa idea.

Es importante destacar que en Garden Florymar contamos con todo lo necesario para la instalación y mantenimiento de césped tanto natural como artificial, resolviendo todas las dudas que tengas y estando a tu disposición a cualquier hora y frente a cualquier evento que se te presente. 

Por lo que sea cual sea tu decisión tendrás un aliado a tu lado que resolverá tus inquietudes y hará todo lo, posible por llevar a la realidad la idea de decoración ambiental que has planificado.

Tanto césped natural como artificial resultan ser las mejores opciones de decoración en cuanto a crear ambientes diferentes que brinden un toque especial tanto a tu hogar como a cualquier otra zona que desees cambiar.